Live the Liturgy ~ Inspiration for the Week

Temptation is a part of our lives. Even Jesus wrestled with temptation. Our faith tells us that we are meant to live our lives in service of God’s kingdom. Yet, we often find ourselves pursuing our own desires rather than God’s. The Gospel clearly tells us that true power is found in the embrace of virtue – living lives of non-violence, mercy, and forgiveness. Yet, we still are not convinced and seek things that will hurt us and retaliate against those who harm us. When Jesus faced temptation, he found security in who he was, which firmly rooted him in his mission and gave him the determination to trust in God. We, too, must learn to find security in our identity as a son or daughter of God, to live out our mission rooted in that truth, and to be confident in God’s abiding presence.


VIVIR LA LITURGIA – INSPIRACIÓN DE LA SEMANA

La tentación es parte de nuestras vidas. Incluso Jesús luchó con la tentación. Nuestra fe nos dice que estamos destinados a vivir nuestras vidas al servicio del reino de Dios. A pesar de eso, a menudo nos encontramos persiguiendo nuestros propios deseos en lugar de los de Dios. El Evangelio nos dice claramente que el verdadero poder se encuentra en la aceptación de la virtud: vivir vidas de no violencia, de misericordia y perdón. Sin embargo, todavía no estamos convencidos y buscamos cosas que nos lastimaran y tomamos represalias contra quienes nos hacen daño. Cuando Jesús enfrentó la tentación, encontró seguridad en quién Él era, lo que lo arraigó firmemente en su misión y le dio la determinación de confiar en Dios. Nosotros también debemos aprender a encontrar seguridad en nuestra identidad como hijo o hija de Dios, a vivir nuestra misión enraizada en esa verdad y a confiar en la presencia permanente de Dios.

Liturgical Publications